Blogia
barad-dur

Trasgos

Trasgos

(...) Por alguna razón, Bilbo no pudo dormirse hasta muy tarde (...). Soñó que una grieta en la pared del fondo de la cueva se agrandaba (...)

En ese momento despertó con un horrible sobresalto y se encontró con que parte del sueño era verdad. Una grieta se había abierto al fondo de la cueva y era ya un pasadizo ancho (...) Por supuesto, lanzó un chillido estridente. (...)

 Afuera saltaron los trasgos, trasgos grandes, trasgos enormes de cara fea (..); y los apresaron a todos y los llevaron por la hendedura, (...)

Pero no a Gandalf. (...) Cuando los trasgos iban a ponerle las manos encima, hubo un destello terrorífico como un relámpago en la cueva, un olor como de pólvora, y varios cayeron muertos.

La grieta se cerró de golpe ¡ y Bilbo y los enanos estaban en el lado equivocado!

J R R Tolkien

El Hobbit.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres